Cuatro años después de dejar la intendencia de Luján, López Puelles rompe el silencio

Sobreseído en la causa que se inició tras una denuncia de la gestión de Omar De Marchi, el exintendente de Luján habló de todo con Memo. En una entrevista carpool, destacó cosas positivas de su gobierno, ratificó su enojo con Paco Pérez y se refirió a las causas aún pendientes en la Justicia.

"La gente se quedó con la idea de que el Porsche era de López Puelles". Recién cuatro años después de dejar la Municipalidad de Luján, Carlos López Puelles se relaja y se toma con soda aquella versión del "auto de lujo del intendente", desmentida tiempo después. Sin embargo, aquel rumor generó una causa judicial por enriquecimiento ilícito que aún sigue abierta, junto con otra por presuntas amenazas a la abogada de su exesposa que irá a juicio.

"En la causa que se me inició por una denuncia de De Marchi ni siquiera llegué a ser imputado. La Justicia investigó y lo hizo de manera independiente. Se sometió a los dictámenes de los profesionales de la Justicia, peritos contadores que analizaron los números del municipio y se demostró que las acusaciones no eran ciertas", subrayó, en referencia a la investigación por cheques presuntamente mal librados.

¿Por qué su gestión terminó en un descontrol? ¿Qué le dice al vecino de Luján que tiene un mal recuerdo de su gobierno? ¿Cuál es su versión sobre las causas judiciales aún en pie? Las preguntas y las respuestas de la entrevista con López Puelles (podés verla completa en los videos).

-¿Cuál es su situación personal hoy en día?

-Bien, muy bien. Trabajando en la actividad privada, con tareas vinculadas a la profesión (es contador). En lo familiar, compartiendo más tiempo con mis hijos y con amigos. Contento.

-¿Cómo ve a Luján como vecino? (vive en Vistalba)

-Veo un departamento en el que hay lugares en los que se hizo una inversión mucho más fuerte que en otros. Sigo pensando que el desarrollo debe ser equilibrado y hoy yo lo veo desparejo. En algunos sectores, la provincia ha hecho inversiones importantes y hay obras que se han continuado y le hacen bien al vecino, algunas se podrían haber hecho más rápido, como el desarrollo cloacal en el sur que nosotros iniciamos y que en esta gestión se frenó hasta que previo a las elecciones le dieron un impulso. Lo mismo pasó con el hospital, con muchas críticas en la interna de Cambia Mendoza. Son obras estratégicas que se necesitan para un departamento de más de 150 mil habitantes.

-¿Se ha cruzado con De Marchi? ¿Qué actitud tendría frente a él?

-No me lo he cruzado, pero estimo que nos saludaríamos como dos personas educadas. No le diría nada. El único punto en común es que hemos gobernado Luján, pero más allá de eso no tengo nada para decirle y él a mí tampoco. Por una cuestión de cortesía y respeto, lo saludaría.

-¿Qué le dice al vecino de Luján que tiene un mal recuerdo de su gestión?

-Lo primero que le diría al vecino de Luján es que nosotros trabajamos en el desarrollo de un departamento mucho más equilibrado. Hoy, en Vistalba, donde yo vivo, ya hace varios años que no hay problema de agua y antes había problemas. Se solucionó porque hicimos una perforación en la zona. Eso no se ve y tiene un valor que es difícil de cuantificar. En Carrodilla, previo a la reforma de la calle San Martín, trabajamos sobre el sistema cloacal y de agua potable...

...¿pero por qué en un momento de su gobierno se descontroló todo?

-Hubo una enorme carga política producto de las elecciones. La gente entendió y valoró que nosotros no teníamos que continuar. Para mí, el vecino no es inteligente cuando te vota ni deja de serlo cuando no te vota. El vecino evalúa y en función de eso ejerce su deber cívico. Sí creo que producto de muchas situaciones que se dieron durante la gestión, como la enorme cantidad de dinero de la coparticipación que nos retuvo la provincia, se generaron problemas en las arcas del municipio. Nosotros hicimos una denuncia penal por retención de la coparticipación. Si los vecinos lo saben, no lo sé. Aún frente al Gobierno provincial que era del mismo color político tomamos la decisión de defender los intereses del vecino. Eso generó atraso en el pago de sueldos y un malestar que el empleado municipal lo manifestó con paros, lo que afectó al sistema de recolección de residuos. Hicimos muchas cosas que pasaron desapercibidas producto de ese enojo de la gente: hicimos el asfalto del barrio Wil-Ri en Chacras de Coria, arreglamos toda la calle Besares, dejamos en proceso de obras el sistema de cloacas junto a AySam en Chacras de Coria.

-¿Por qué con todo esto que enumera hay vecinos que se lo encuentran a usted, o se lo encontraban, y se muestran aún enojados?

-Porque es la percepción del vecino y no puedo hacer nada en función de eso. El vecino probablemente esperaba más. Son procesos de mejora. El vecino tiene que ver la continuidad.

-¿Su gestión fue mejor que la de Omar Parisi?

-Yo digo que fue una continuidad. Hubo cosas que se mejoraron, cosas que se continuaron también. Parisi trabajó con un grupo de empresarios el tema de la compra del terreno para el hospital de Luján y eligieron una ubicación estratégica. Hubo cosas que había que mejorar y nosotros lo empezamos. Y De Marchi hizo el asfalto. Los vecinos no saben que Parisi gestionó la compra, que yo empecé el terreno y valorarán sólo a aquel que lo inaugure. Muchas veces el vecino se maneja por lo que se comunica, probablemente le escapamos en la comunicación de algunos temas.

-¿Un error de comunicación fue no decir la herencia que les dejaba Parisi?

-Hubo cosas buenas y malas. Yo creo que el gobierno de Parisi tuvo luces y sombras, al igual que el mío y el actual. Generamos una serie de acciones que propiciaron que después se puedan hacer otras cosas. La Rotonda del Inmigrante en Guardia Vieja se puede hacer porque antes se hizo una perforación que provee a la zona de agua.

-Finalmente se archivó la causa que se inició tras una denuncia de la gestión De Marchi, por el tema cheques.

-Ni siquiera llegué a ser imputado. La Justicia investigó y lo hizo de manera independiente en este caso. Se sometió a los dictámenes de los profesionales de la Justicia, peritos contadores que analizaron los números del municipio y se demostró que las acusaciones no eran ciertas.

-¿La denuncia respondió a cuestiones políticas o cree que sinceramente la gestión De Marchi consideró que usted cometió un delito?

-Absolutamente político. De hecho, no los considero improvisados políticamente al actual intendente ni a su grupo que trabaja en la municipalidad. Uno no puede decir que fue un error. Casi todos los de su equipo repiten cargos desde la primera intendencia de De Marchi y conocen el manejo de un municipio.

-La gente sigue pensando que tiene un Porsche

-A mí me asombra la capacidad de imaginación. El origen de esa denuncia es un correo anónimo que dice que yo ingresé a la gestión con una Fiat 147 y me fui de la gestión con un Porsche. Acto seguido, la fiscalía, con mucho criterio, investigó, y está perfecto que lo haya hecho. Lo cierto es que el Porsche después se comprobó que no era mío, salió en todos los medios el dueño bautizando sus autos, incluido ese. Pero la gente se queda con que el Porsche era de López Puelles. El Fiat 147 lo vendí en 1997 y yo llegué a la intendencia en 2011. Cuando llegué a la intendencia tenía una Toyota Hilux, al igual que ahora. Pero está bien que la Justicia investigue. Sigue en un proceso de investigación esa causa, siguen buscando. No entré con un 147 y nunca me compré un Porsche. Listo, debería haber terminado todo. Pero la Justicia entiende que tiene que seguir investigando, y me parece bien en términos de absoluta independencia. Yo de todas las causas me he enterado por los medios y me presenté voluntariamente: en el tema del parque automotor, que se archivó; en el tema de los cheques, que se archivó; en el tema del endeudamiento de la municipalidad, que se archivó.  Todos con informes además del Tribunal de Cuentas y de los peritos de la Justicia. 

-Hay una causa abierta también por amenazas y violencias de género contra una abogada.

-Yo jamás he hablado con un abogado o abogada de mi exmujer. No tengo relación ni he tenido con absolutamente ninguno de los profesionales que asisten a mi exmujer en el proceso de divorcio. Lo que tuve fue una charla con mi ex y de ahí se desprendieron supuestamente amenazas. La verdad es que soy muy respetuoso del tema violencia de género, pero me parece que esas son cosas muy delicadas y sensibles, y que en este tipo de cosas es difícil para la Justicia mantener una objetividad. Hoy, en el acto, sos sujeto a juzgamiento por parte de la sociedad. Es un tema que la Justicia tiene que investigar y en los procesos ver un montón de cosas para decidir seguir adelante o no. Te recuerdo algo: uno de los primeros departamentos que creó el Consejo Departamental de la Mujer para trabajar el tema de violencia de género fue Luján; sé de la sensibilidad del tema, pero nunca jamás he hablado con ningún abogado de mi exmujer.

-Al principio de la entrevista destacó la buena relación con sus hijos, ¿esto implica que en algún momento la pasaron mal?

-Estoy muy bien, disfrutando muchísimo de mis tres hijos. Son un motorcito para cada papá y mamá. No tener plenitud con tus hijos te hace funcionar a menos siempre. Ningún padre puede ser feliz sin vivir a pleno esa relación. Estoy muy bien. Obviamente, todo proceso de divorcio es traumático. El matrimonio es como una empresa, uno no la encara para que fracase, pero a veces las cosas no se dan y se termina. No deja de ser una situación que afecta a todos los integrantes de la familia y, ahora por suerte, estamos en un lindo momento con mis hijos. Me han ayudado mucho el resto de mi familia y amigos.

-¿Perdió amigos después de su gestión en Luján?

-Al contrario, recuperé muchos. Los que se fueron no son amigos, por lo tanto la capacidad que tiene esa relación de hacerte daño es nula. En el éxito hay muchísimos amigos, pero "amigos amigos" son los que están siempre. Algunos eran buenos compañeros de ruta, en la política. Yo me llevé muy bien con Carlitos Ciurca, Rubén Miranda, el Pelado Abraham; tuve muy buena relación con Anabel Fernández Sagasti. Amigo de la política con el que sigo teniendo trato y me marcó mucho es Celso (Jaque).

-¿A qué peronista no votaría nunca?

-Creo que al que no votaría nunca es Paco Pérez. 

-¿Quedó muy enojado?

-No enojado, pero tuvo actitudes absolutamente desconocidas que terminaron arrastrando y haciendo un daño innecesario que hemos pagado mucho, aún cuando uno también haya tenido responsabilidades. Si el candidato es Paco Pérez o De Marchi, voto en blanco.

-¿Se arrepiente de haber sido intendente?

-No, porque sé que hemos hecho muchas cosas, sé que hay vecinos que valoraron un montón de infraestructura que dejamos, lo que permitió avanzar en otras obras.

-¿Política nunca más?

-No, no. Aparte, mis hijos así me lo pidieron.

Los dos videos para ver la entrevista completa:

Esta nota habla de:
Más de Poder
"Momentos": el mensaje de Mauricio Macri al dejar la presidencia
VIDEO

"Momentos": el mensaje de Mauricio Macri al dejar la presidencia

A través de una entrevista difundida por el mandatario a través de sus redes sociales, repasó su vida y también la gestión y volvió a dar a conocer su visión sobre lo que hizo bien y lo que faltó.
El Papa defenestra a Filoni y lleva a Roma al cardenal Tagle
Jesús Bastante

El Papa defenestra a Filoni y lleva a Roma al cardenal Tagle

Jesús Bastante, periodista especializado en temas del Vaticano, pone en foco as últimas decisiones de Jorge Mario Bergoglio desde religiondigital.org.
Miles despidieron a Mauricio Macri en Plaza de Mayo
Video

Miles despidieron a Mauricio Macri en Plaza de Mayo

"Alberto Fernández va a encontrar una oposición constructiva y no destructiva", dijo el presidente ante sus partidarios.